Embarazo precoz

Embarazo precoz: ¿Qué es?

El embarazo precoz es un mal que cada vez más se está extendiendo en las sociedades desarrolladas. Hasta no hace mucho, se pensaba que este tipo de embarazos sólo se producían en los países del tercer mundo, pero en los últimos años, con la libertad sexual que ha venido dándose en las sociedades del primer mundo, cada vez más son las adolescentes que quedan en cinta antes de estar completamente desarrolladas.

¿Pero qué es exactamente el embarazo precoz?

Un embarazo precoz es aquél que sufre una adolescente que ya está en edad fértil, pero que no está completamente formada ni está preparada todavía para ser madre. En este sentido, se suele considerar que las mujeres de menos de dieciocho años embarazadas están sufriendo un embarazo precoz, mientras que las de diecinueve o más, tienen un embarazo normal.

Esta distinción es relativa, puesto que cada mujer se desarrolla de diferente forma y en distinto tiempo. Sin embargo, sí es cierto que la mayoría de adolescentes no están preparadas para ser madres, y también es cierto que las mujeres de esta edad que quedan embarazas, suelen sufrir un embarazo de alto riesgo, con graves consecuencias tanto para ellas como para los pequeños.

Embarazo precoz¿Por qué el embarazo precoz es un problema para la sociedad?

El embarazo precoz, como se ha dicho al principio de este artículo, es cada vez más frecuente, hasta el punto de que se ha convertido en una prioridad para la salud pública. Las razones para que esto sea así son muchas, pero entre ellas, destaca el hecho de que aquellas mujeres que sufren un embarazo precoz, se ven privadas de una gran cantidad de opciones a lo largo de su vida.

Una adolescente de dieciséis años embarazada, que estuviese estudiando en el momento en que quedó en cinta, es muy poco probable que continúe sus estudios. Con ello, sus posibilidades laborales, también se ven mermadas. Pudiera parecer que esto es un problema únicamente de la chica, quizá, a lo sumo, de su familia, pero lo cierto es que es un problema social, ya que, si la situación se repite continuamente, se pierde un gran capital humano.

Por otro lado, existe otro riesgo para la sociedad, y es el de que esas jóvenes se vean abocadas a la marginalidad. Es evidente que una mujer de dieciséis años tendrá más dificultades para encontrar trabajo que una con algunos años más, máxime cuando tiene un niño que cuidar. Por otro lado, en la mayoría de casos, los padres de estos bebés tienen la misma edad que la madre, y se encuentran con dificultades parecidas para encontrar trabajo.

Esta situación de bajo nivel adquisitivo conlleva que, si la familia no puede prestar ayuda a los jóvenes, éstos se vean abocados a situaciones de marginalidad, con la consecuente pérdida en capital social para el resto de la sociedad, y el evidente peligro para ellos.

 

Por estas razones y muchas otras, el embarazo precoz se considera hoy en día un problema de salud pública a nivel estatal, el cual hay que tratar de resolver. Este sitio web es un pequeño intento de informar a las jóvenes de los problemas que puede acarrearles un embarazo precoz, así que, sin más, te invito a que navegues por nuestras secciones.

¿Cómo saber si estoy embarazada?

Si bien es cierto que los embarazos precoces son algo que está presente en nuestra sociedad y que hoy en día hace cada vez más “ruido” en los medios y en nuestro entorno social. Incluso con tantos métodos anticonceptivos que existen, se está convirtiendo en algo común ver adolescentes embarazadas, sobre todo en países en vía de desarrollo. Lo peor de todo es que algunas mujeres ni siquiera se percatan de que están embarazadas y esto puede acarrear consecuencias, sobre todo si se es apenas una adolescente. Pero, ¿cómo saber si estoy embarazada?

¿Cómo saber si estoy embarazada?

Como saber si estoy embarazada

Hay algunos síntomas que presentan las mujeres embarazadas y que te pueden dar una leve idea sobre si estás esperando un bebé o no, sin embargo, todas las personas son diferentes y de igual forma el cuerpo de cada mujer es “único” por lo que no todas llegan a presentar los síntomas comunes de un embarazo; además, cuando se trata de un embarazo en adolescentes, la situación puede llegar a variar un poco. Claro, también existen métodos que te ayudarán a determinar o a comprobar (en caso de que sospecharas ya) si estás embarazada o no.

Para empezar, vamos a explicarte un poco algunos de los principales síntomas que se pueden llegar a presentar durante los primeros meses del embarazo.

 

Un repentino disgusto hacia algunos alimentos o bebidas

Durante el embarazo, el repentino cambio hormonal, sobre todo el aumento de los niveles de estrógeno puede amplificar el sentido del olfato y del gusto, ocasionando que algunos olores como podría ser el olor a café terminen resultando repulsivos para ti. No es raro ver que alguien embarazada empiece a repudiar algún alimento o bebida que anteriormente le gustaba; de igual forma puede suceder al revés, algunas mujeres embarazadas comienzan a disfrutar de comida que anteriormente rechazaban, incluso pueden tener antojos que normalmente serían raros en ellas.

Presta atención a este aspecto, ya que es uno de los más fáciles de identificar, después de todo, es muy raro que tus gustos cambien de la noche a la mañana.

 

Cambios repentinos en tu humor

Al igual que en el caso anterior, los repentinos cambios hormonales afectan los neurotransmisores de las mujeres que pasan por el embarazo, lo cual puede ocasionar un cambio de humor repentino. El cómo se ve afectado el humor de la futura madre varía mucho; algunas mujeres se ven muy entusiastas, otras a su vez se sienten más deprimidas o sin energías. Algunos cambios pueden ser muy evidentes, incluso para la persona que los padece; por otro lado, puede que estos cambios también sean muy leves y por ende difíciles de reconocer.

Hay que estar muy atentos si el cambio es drástico, algunas mujeres pueden llegar a pasar por estados de ánimos muy depresivos, perder las ganas de hacer las cosas o sentir que cualquier cosa que haga la lastimará. Si la situación se torna de dicha manera, lo mejor es acudir a un médico que evalúe la salud de la embarazada para ver que todo esté bien.

 

Náuseas

Como saber si estoy embarazada - nauseas

Las náuseas durante el embarazo son muy comunes, de hecho, son uno de los síntomas predilectos del embarazo y el que más se asocia al mismo junto con los antojos; tanto que la primera forma en que una mujer se da cuenta en una película o serie que está embarazada es casi siempre por las náuseas repentinas. Cabe destacar que estas suelen aparecer luego del primer mes de embarazo, aunque algunas mujeres embarazadas tienen este síntoma antes de cumplirse el primer mes. También está el caso de aquellas mujeres que no llegan a presentar náuseas durante todo el embarazo.

 

Aumentan las ganas de ir a orinar

Es posible que luego de quedar en cinta y durante los primeros días de embarazo incluso, tengas ganas de orinar de manera frecuente. Algunas mujeres pueden llegar a ir casi con el doble de frecuencia a orinar. Esto se debe a que la circulación de sangre y de otros líquidos en tu cuerpo se ve aumentada y por ende la vejiga realiza un mayor trabajo al ocasional. Debes tener en cuenta que este síntoma se puede intensificar mientras el tiempo pasa, tanto por el aumento de líquidos circulando por el cuerpo como por el bebé que se está formando en tu vientre y que ejerce cada vez más presión en tu vejiga a medida que se forma y crece.

Repentino cansancio

La soñolencia y cansancio que aparezcan de manera repentina pueden ser un síntoma de embarazo

La soñolencia y cansancio que aparezcan de manera repentina pueden ser un síntoma de embarazo

No es raro que de manera repentina te sientas más cansada que de costumbre, incluso podrías estar exhausta sin razón aparente. En primera instancia esto se debe posiblemente al aumento de la progesterona; adicional al aumento de esta hormona también hay que añadir que las náuseas y levantarte continuamente durante la noche debido a la necesidad de orinar te dejara prácticamente sin energías. No te preocupes, este síntoma se irá luego de los primeros meses, sin embargo, volverá ya finalizando el embarazo.

 

Retraso en la menstruación

El retraso en la menstruación es algo que por lo general ocurre desde el primer mes de embarazo. Es uno de los principales síntomas y probablemente sea el síntoma que detone la alarma. Es un síntoma relativamente confiable, sobre todo si tienes un periodo menstrual muy regular; por otro lado, debes tener en cuenta que si tienes un ciclo irregular y que un atraso es algo común en ti, es muy posible que los otros síntomas terminen delatando tu embarazo antes de que tan siquiera notes tienes un retraso en tu menstruación. También debes tener en cuenta que existe la posibilidad de que el primer mes de embarazo presentes sangrado.

 

Pruebas de embarazo

Recuerda que, como se mencionó anteriormente, todas las mujeres son únicas y por ende no todas pueden presentar los mismos síntomas; esto no significa que no presentarás por lo menos alguno de ellos, sino que existe la posibilidad de que, por ejemplo, no tengas náuseas o las tengas a partir del segundo mes y no desde el primero o antes. Pese a que los síntomas pueden dar la alarma, es importante siempre estar seguros de que la causa de los mismos sea un embarazo. Para ello lo mejor que se puede utilizar es una prueba de embarazo.

 

Puedes acudir a tu ginecólogo para que te realice un examen completo o también puedes optar por una de esas pruebas de embarazo caseras, las cuales no siempre son exactas sobre todo durante el primes mes de embarazo. Es importante que si usas una prueba de embarazo casero y en esta marca negativo, lo intentes de nuevo más adelante ya que es posible que la prueba se haya equivocado la primera vez, además, de esta forma estarás más segura y sabrás si estás verdaderamente embarazada o no. Por otro lado también puedes ir desde el principio al ginecólogo si sospechas de embarazo y así confirmar de manera definitiva.

 

Incluso con tantos síntomas y con pruebas, el tiempo que puede transcurrir antes de darte cuenta que estás embarazada puede llegar a variar mucho. Hay casos extraordinarios en donde las mujeres no se dan cuenta que estaban embarazadas sino hasta dar a luz. Pero, si eres una persona regular, lo más probable es que tardes entre 1 y 2 meses en sospechar que tienes un embarazo, y finalmente comprobarlo a través de una prueba de embarazo o con ayuda de un médico.

 

Responsabilidad ante todo

Pese a que tener un bebé es algo que emociona a muchas, o quizás todas las mujeres, en nuestra sociedad actual se deben considerar muchos factores antes de poder establecer una familia. Por ejemplo, la situación económica, si se tiene o no una vivienda, que tan estable es tu situación actual, entre otros factores que determinarán si puedes o no cuidar apropiadamente de un bebé. Ten en cuenta que muchas adolescentes corren el riesgo de quedar embarazadas por la mala práctica sexual y sin ni siquiera haber terminado la secundaria, o incluso durante la universidad, lo cual las obliga a dejar los estudios por situación de salud y posteriormente por tener que cuidar de un bebé.

 

Que una “niña” traiga al mundo a un bebé no es algo que podamos considerar ni de cerca una buena idea. Hay que considerar que tener un bebé es una responsabilidad muy grande y que afecta a gran escala la vida de una mujer, lo cual puede representar un gran choque en una adolescente que apenas está comenzando a vivir algunos aspectos de la vida adulta; es como si se vieran obligadas a dejar de ser adolescentes y comenzar a ser adultas para poder criar a su bebé. Es por ello que si empezaste a tener relaciones sexuales, es importante que hagas uso de los métodos anticonceptivos de manera adecuada.

 

Entre los principales métodos anticonceptivos conocidos tenemos el condón y las pastillas anticonceptivas. Ambos métodos son accesibles para cualquier persona, son sencillos de usar y no requieren de operación, además de brindar un gran porcentaje de protección contra ETS.

Condón

Preservativos, un método anticonceptivo para evitar el embarazo precoz

El preservativo o condón es una especie de funda que se puede utilizar durante las relaciones sexuales para así evitar tanto embarazos como enfermedades de transmisión sexual. El funcionamiento principal del condón es evitar que el semen entre en la vagina, además, ya que el mismo prácticamente evita el contacto directo entre el pene y la vagina, además del contacto entre fluidos, se pueden evitar enfermedades como el SIDA y el VPH en cierto grado. La principal desventaja que tiene este método anticonceptivo es que se puede romper, más sin embargo, aun así ofrece entre un 80 y un 97% de eficiencia a la hora de prevenir embarazos, dependiendo de si se utiliza correctamente o no, y de los defectos de fábrica que pueda traer.

 

Pastillas anticonceptivas

Pastillas anticonceptivas

Las famosas pastillas anticonceptivas son muy usadas entre las jóvenes que han tenido una buena educación sexual. Las mismas tienen una efectividad muy superior a la del condón y junto a estos es prácticamente imposible que salgas embarazada durante las relaciones sexuales, al menos claro que esto sea lo que estés buscando. Antes de comenzar a tomar pastillas anticonceptivas, debes de acudir al médico para que el mismo te de las indicaciones sobre cuales pastillas debes tomar. Su eficiencia para evitar el embarazo es de alrededor del 99 y el 99.9%  por lo cual se considera ser uno de los métodos más eficaces a la hora de evitar embarazos.

Además, debes tener en cuenta que las pastillas anticonceptivas pueden ayudarte fuera de las relaciones sexuales, estas pueden controlar tu ciclo y ayudarte en algunos aspectos como pueden ser el control del sangrado y del dolor en el vientre durante la menstruación.

 

Conclusión

Debes tener muy en cuenta que un embarazo es algo que acarrea responsabilidades, y aún más luego de tener ya al bebé. Si eres una adolescente no es recomendable que tengas un bebé ya que apenas estás comenzando a vivir y un bebé te limitará mucho. Debes hacer el uso correcto de los métodos anticonceptivos al momento de tener relaciones sexuales y si sospechas de algún embarazo siempre es importante que confirmes, ya que la posibilidad de salir en cinta está siempre presente.

 

Síntomas del embarazo

síntomas embarazo precozAdemás de la lógica ausencia de período menstrual existen otros síntomas para saber si una mujer está embaraza, algunos de los cuales describimos en el presente artículo. Cabe destacar que el orden en el que aquí son presentados no necesariamente es en el que se manifestarán en la mujer y tampoco es necesario que aparezcan todos para confirmar la existencia de un embarazo, además son idénticos para un embarazo precoz.

Entre los síntomas para saber si una mujer está embarazada se encuentra la hinchazón y el aumento en la sensibilidad de los pechos, esto se debe a los cambios hormonales que están comenzando a producirse. No son pocas las mujeres que experimentan algo similar antes de la menstruación pero, en este caso, se tratará de una molestia de mayor intensidad.

La existencia de un embarazo también puede ser confirmada a través del rechazo que empieza a sentir la mujer por ciertos alimentos, olores y sabores, incluso algunos que antes no le desagradaban. La probable explicación para esto es el brusco aumento en el organismo de los niveles de estrógeno.

Otros síntomas del embarazo son la soñolencia y el cansancio, aparentemente motivadas por el incremento de la hormona progesterona. Es posible también que la mujer sienta ganas de orinar con mayor frecuencia debido a la hinchazón que experimenta el vientre.

Uno de los síntomas para saber si una mujer está embarazada más característicos es la presencia de vómitos y nauseas, principalmente por la mañana. Aunque existe la posibilidad de que la mujer no sufra de estos episodios en todo el período de gestación.

De más está decir que, para confirmar un embarazo, se pueden utilizar los test caseros o bien solicitar un examen de sangre.

 

Embarazo precoz: Riesgos para los bebés

embarazo precoz riesgo bebes                El embarazo precoz constituye una serie de riesgos tanto para la madre como para el bebé. En este breve artículo vamos a enumerar los problemas más frecuentes que aparecen en los bebés fruto de embarazos prematuros, con el fin de informar a las jóvenes y que éstas tomen conciencia del problema que representa quedar embarazada a edades tempranas.

Embarazo precoz: Problemas biológicos y sociales para los bebés

Los niños que nacen fruto de embarazos precoces llegan al mundo con problemas físicos de varios tipos, y, a medida que crecen, suele darse el caso de que, de manera adicional, también sufran problemas sociales y psicológicos.

Entre los problemas biológicos más comunes encontramos las deformaciones congénitas y los problemas en el desarrollo, dado que el cuerpo de la madre no pudo proveer al pequeño de todo lo necesario para su correcta formación. Las dificultades en el parto, por otro lado, pueden ocasionar, también retrasos mentales u otras complicaciones de este tipo. Por último, cabe destacar que estos son los problemas que sufren los bebés que sobreviven, y es que, una gran parte de los bebés nacidos de embarazos precoces, mueren durante el parto o antes de alcanzar el año de edad.

Por otro lado, entre los problemas sociales encontramos que las uniones adolescentes tienen más probabilidad de no tener resultados satisfactorios, siendo comunes los divorcios y las separaciones. En este sentido, los niños crecen en ambientes monoparentales, lo cual se traduce en problemas de identificación de las figuras paternas y desviación de la conducta normalmente aceptada. Sin duda, estos problemas sociales suelen derivar en problemas psicológicos.

De igual forma, dado que la madre y el padre se ven obligados a abandonar los estudios para encontrar trabajo y poder mantener al pequeño, las posibilidades de ascender socialmente disminuyen. Esto, además, se ve agravado por el hecho de que, a pesar de encontrar trabajo, éstos sean precarios y, generalmente, no demasiado constantes. Todo ello hace que los niños frutos de embarazos precoces se encuentren en familias con un nivel adquisitivo bajo, con todo lo que ello conlleva.

 

Como habrás podido ver, los riesgos de un embarazo precoz no afectan sólo a las madres adolescentes, sino que los niños son susceptibles de sufrir una gran cantidad de inconvenientes tanto en el momento del parto, como en los años posteriores. Es por ello que se pide a las jóvenes que hagan un ejercicio de conciencia y reflexión, con el objetivo de no perjudicarse a sí mismas ni a sus pequeños retoños.

Embarazo precoz: Riesgos para las jóvenes

embarazo precoz riesgo jóvenes         El embarazo precoz entraña una gran cantidad de riesgos tanto para las jóvenes como para los bebés. Dado que el embarazo es un evento biopsicosocial (es decir, en el que interviene tanto la biología, como el estado mental, como la sociedad), la buena disposición de esos tres elementos es fundamental para que los nueve meses y los años posteriores se desarrollen de forma adecuada.

Sin embargo, en las jóvenes, ninguno de esos tres elementos suele estar en una correcta situación, y es por ello que se habla de una gran cantidad de riesgos durante un embarazo precoz. En este artículo vamos a tratar de ver cuáles son los riesgos que asume una madre joven.

Problemas del embarazo precoz

En primer lugar, en la parte biológica, dado que el cuerpo no está completamente formado, un embarazo prematuro puede acarrear graves problemas, tales como problemas obstétricos, anemia, desproporción cefalopélvica (es decir, que la pelvis sea excesivamente pequeña como para que la cabeza del bebé pase), parto prolongado, difícil y doloroso, abortos, infecciones,…

Estos y muchos otros son algunos problemas derivados de quedar embarazada a una edad temprana. Pero estos son tan sólo los problemas de índole biológico, existen muchos otros a nivel psicológico, tales como trauma, depresión, rechazo al bebé, etc. los cuales vienen provocados por no estar preparada psicológicamente para dar a luz a un niño y hacerse cargo de él.

Por último, existen una serie de problemas sociales que la madre tendrá que sufrir, aunque esto, dependerá en gran medida del contexto social y cultural que la rodee. En condiciones generales, se asume que una adolescente que sufre embarazo precoz está fuera de la protección del matrimonio, lo cual, en algunas sociedades y contextos culturales, es muy importante. Carecer de un matrimonio estando embarazada puede significar el rechazo de sus semejantes, incluidos los familiares.

Sin embargo, existen otros problemas sociales, tales como la imposibilidad de desarrollar una vida normal y común al resto de jóvenes, dificultades para terminar los estudios y encontrar trabajo, la posibilidad de verse abocada a la marginalidad por el bajo nivel adquisitivo derivado de la falta de trabajo, etc.

 

Como puede verse, existen grandes riesgos para una madre adolescente, y éstos empiezan a hacerse ver tan pronto como se hace visible el embarazo precoz. Estos problemas no vienen separados aunque aquí los hayamos diferenciado. De hecho, lo común es que vengan interrelacionados, y los problemas sociales determinen problemas psicológicos y viceversa, y que los problemas biológicos afecten a la salud mental de la madre.

Es por ello que hay que tener cuidado con los embarazos precoces, ya que existen una gran cantidad de riesgos para cualquier mujer que lo sufra.

Prevenir el embarazo precoz

Embarazo precoz: ¿Cómo prevenirlo?

embarazo precoz prevenirCuando se habla de prevenir el embarazo precoz se habla de dos realidades distintas. Por un lado, encontramos la parte más social y estatal del asunto, dado que el embarazo precoz es un problema de salud pública del que debe responsabilizarse, en parte, el Estado. Por otro lado, hablamos de la parte más personal y concreta, que es aquella en la que se utilizan métodos anticonceptivos y sistemas para evitar los embarazos.

En este artículo haremos un rápido repaso a ambos campos.

Prevención del embarazo precoz desde el Estado

En este campo, para combatir el embarazo precoz, se hace necesaria la puesta en práctica de políticas orientadas a la concienciación de los jóvenes desde cualquier institución, como los centros hospitalarios y las escuelas.

En este sentido, desde hace mucho tiempo los países europeos están empleando campañas donde se educa en la sexualidad a los jóvenes en los colegios, con el objetivo de que tengan un mayor control sobre el sexo que llevan a cabo. También es frecuente que, en los centros médicos, a partir de cierta edad, se asesore sobre la temática y se provea a los jóvenes de métodos anticonceptivos.

Sin embargo, son muchas las voces que aseguran que esto es insuficiente, y que se deberían llevar a cabo campañas más profundas de concienciación haciendo uso de los medios de comunicación. De este modo, la información llegaría a todos los sectores, incluidos aquellos más marginales, cuya tasa de escolarización es menor.

Prevención del embarazo precoz por parte de los jóvenes

prevenir el embarazo precozEste es, sin duda, el objetivo de las campañas llevadas a cabo por el Estado y mencionadas anteriormente. Se trata de que los jóvenes tengan la suficiente madurez como para que, en el caso de mantener relaciones sexuales, lo hagan de forma segura y con todas las prevenciones posibles para evitar embarazos.

En este sentido, la utilización de métodos anticonceptivos, como el preservativo o las píldoras anticonceptivas, es de gran ayuda. Por ello, también se recomienda a los padres no tratar de infantilizar a los jóvenes, e intentar hacerles comprender que se les puede ayudar en la adquisición de anticonceptivos, por ejemplo.

Se puede observar cómo la solución del embarazo precoz, el cual es un problema de salud pública que afecta a toda la sociedad y no sólo a las partes implicadas directamente, pasa tanto por los jóvenes como por las demás entidades y actores que configuran la realidad social que los rodea. Si todo este contexto se orienta a una mejor concienciación acerca de los riesgos del embarazo precoz, éste tiende a hacerse menos peligroso, puesto que es menos probable que ocurra.

Causas del embarazo precoz

embarazo precoz causas

                El embarazo precoz, tradicionalmente, se ha venido dando en un mayor porcentaje en los países pobres, mientras que en los ricos, esta tendencia no era tan elevada. Sin embargo, en los últimos años, también ha aumentado el número de embarazos precoces en los países desarrollados. Las causas para que esto ocurra son muchas y variadas, y aquí vamos a enumerar alguna de ellas.

La irresponsabilidad, la causa más frecuente del embarazo precoz

Pese a que, en los países tercermundistas, la causa más frecuente de embarazo precoz es la cultura, la religión, y el hecho de que un nuevo miembro en la familia se conciba como una inversión y no como un gasto, en las sociedades desarrolladas que las jóvenes se queden embarazadas antes de tiempo se debe más a una irresponsabilidad que a una decisión intencionada.

En este sentido, la falta de educación sexual es un factor importante a la hora de comprender el embarazo precoz. Por falta de educación sexual no debe entenderse únicamente la explicación de los riesgos del embarazo precoz y cómo prevenirlo (que también), sino el hecho de hacerlo de forma cercana y que realmente conciencie a los jóvenes.

Por otro lado, existe un factor que también influye, y es el de vivir en un contexto donde los embarazos precoces son frecuentes. Aunque esto sucede, mayormente, en contextos de bajo nivel cultural, merece ser señalado por la trascendencia que tiene. Está demostrado que en contextos donde las mujeres tienen embarazos precoces, las nuevas jóvenes tienen un riesgo mucho mayor de sufrir este tipo de embarazos, que aquellas jóvenes que no viven rodeadas de mujeres que ya los hayan sufrido.

Esto puede deberse a una cuestión cultural, pero también a una cuestión educativa. Y es que ambos factores confluyen en estos contextos, por lo que es difícil averiguar cuál es el que más influencia tiene en las jóvenes. El hecho de que haya un mayor desconocimiento acerca de los anticonceptivos y las opciones de acabar con un embarazo no deseado, hace que las jóvenes con menos nivel educativo sean más susceptibles de sufrir embarazos precoces.

 

Como puede verse, hay varias causas para el embarazo precoz, y no todas responden a las mismas características. Sin duda, el nivel adquisitivo y educativo influye, pero no hay que descuidar otros factores de índole más personal, tal como la falta de figuras paternas adecuadas o los traumas infantiles. Para una correcta prevención del embarazo precoz, hay que tratar a cada joven en particular y tratar de educarla sexualmente a partir de su situación concreta.


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
A %d blogueros les gusta esto: